10/16 LEY DE LA ATRACCIÓN: PODER

Cuando lo único para lo que era buena en la vida, a lo que dedicaba todo el día, se tambaleaba, sentía que me derrumbaba. Me había volcado en el trabajo convirtiéndome adicta a él, me desvivía por mis clientes y por cubrir las necesidades de su empresa como si de la mía se tratase. Hasta que un proveedor me hizo perder miles de euros llevando mi negocio a la ruina. ¿Y ahora qué?

Esa fue precisamente la pregunta que me hice, no me pregunté «por qué a mí» ni «por qué ahora», ni siquiera me pregunté por qué tenía que fastidiarse lo único que me iba bien en la vida. Entendí que la única responsable era yo y, por ello, solamente yo tenía las herramientas para arreglarlo. Y esas herramientas no estaban fuera, me había pasado años buscándolas y no las había encontrado, porque se hallan en la mente.

La mente tiene el poder de atraer aquello en lo que pensamos como comentábamos en el artículo anterior. No se trata de magia, no se manifiesta por arte divina. Sino que, de todo el abanico de situaciones de aquello que nos puede pasar, es más probable que suceda lo que sintonice con nuestra forma de pensar. Si piensas no piensas que vas a tener éxito, el éxito no tendrá cabida en tu realidad. Si piensas que triunfarás, estás cerca del triunfo. Es la ley de la atracción...

Recuerda: Tu mente tiene el poder, ella decide si eres poderoso o no.

Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *